El amor no se puede consolidar sobre la mentira.

El amor, elixir tan esencial para la vida, que pocas personas pueden decir que prefieren vivir sin amor, y aquellas que lo dicen, de seguro llevan a cuesta alguna decepción amorosa, porque es así el amor, vivifica pero en muchos casos causa sufrimiento, que no es por el amor mismo, sino por el apego de las personas y el temor a la pérdida.

En esta búsqueda incesante del amor, podemos valernos de muchas artimañas, podemos dejar el orgullo a un lado, reprimir, aparentar y hasta llegar a flexibilizarnos de tal manera, que nuevas facetas nuestras afloran ante este sentimiento, de hecho  es común ver a personas enamoradas que suelen cambiar por completo.

Todo es parte del proceso de embriaguez del elixir del amor, pero si para recibir amor, ser amado, tener ese beneficio, recurrimos a la mentira, debemos tener la certeza, de que el amor que nos dan jamás será sincero, simplemente porque el amor no se puede consolidar sobre la mentira.

Cuando mentimos, comenzamos por engañarnos a nosotros mismos, por construir relaciones que viven de las apariencias y de situaciones que son ilusorias, no hay amor que pueda ser sostenido por la mentira, el amor genuino acepta, tolera y no juzga, tal y como se ven y son las cosas, de allí que cada quien tiene una persona a quien amar.

Este articulo fue realizado gracias a mujer.guru Si deseas seguir leyendo artículos de tu interés sigue explorando el sitio.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *