4 remedios caseros para tratar la gingivitis

Es muy común que las personas nos acostumbremos a vivir con placa y sarro en los dientes sin tomar en cuenta que las bacterias provocan la gingivitis, es decir una inflamación en las encías.

Factores de riesgo de la gingivitis:

  • Fumar
  • Los cambios hormonales hacen que las encías se vuelvan más débiles.
  • Las personas con diabetes tienen más probabilidad de desarrollar infecciones.
  • Hay personas que al consumir ciertos medicamentos segregan menos saliva y la boca queda susceptible a las bacterias.

Síntomas de la gingivitis:

  1. Mal aliento
  2. Enrojecimiento en las encías
  3. Inflamación en el área
  4. Dientes flojos
  5. Sensibilidad en los dientes

Para tratar la gingivitis lo primero que se tiene que hacer es controlar la infección. A parte de acudir a tu medico también puedes probar los siguientes remedios caseros:

1. Bicarbonato de sodio:

El bicarbonato es un antiácido que tiene propiedades alcalinas, capaz de combatir hongos y equilibrar el pH.

  • ½ taza de agua
  • 3 cucharadas de bicarbonato
  • Hilo dental

Vierte las cucharadas de bicarbonato en el agua, enseguida añade 2 cucharadas más de agua caliente. Posteriormente sumerge el hilo dental en la mezcla y aplica en los huecos de las encías y en los espacios donde se acumula la comida. Mete el cepillo en la mezcla y cepilla tus dientes de forma habitual. Enjuaga con abundante agua.

2. Hojas de menta:

La menta es una planta que tiene propiedades antisépticas y antibacterianas que ayudan a combatir las bacterias y la inflamación por la gingivitis.

  • 3 cucharadas de hojas de menta
  • 1 vaso de agua.

Pon a calentar el agua, cuando este hirviendo agrega la menta, mantén a fuego por 30 minutos, deja que enfrié la infusión para que enjuagues al menos 3 veces al día.

3. Cúrcuma:

La curcumina que contiene la cúrcuma le confiere beneficios antioxidantes, antivirales y antiinflamatorios.

  • 4 cucharadas de cúrcuma
  • ½ cucharada de sal
  • ½ taza de agua

 Vierte la cúrcuma y la sal en el agua hasta formar una pasta, con la yema de los dedos frota las encías y deja reposar por 15 minutos. Repite este procedimiento 2 veces al día.

4. Agua oxigenada:

El agua oxigenada o peróxido de hidrógeno es un compuesto químico que elimina los gérmenes de manera inmediata.

  • 1 cucharada de agua oxigenada
  • 1 cucharada de agua

Mezcla ambos líquidos en un vaso: con ayuda de una cuchara bate durante unos segundos. Después de lavarte los dientes de forma habitual, enjuaga con la mezcla. Para terminar, enjuaga con agua tibia.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *