¿Alguna vez has querido caerle bien a alguien por algún motivo?

0
15

En ese caso es probable que hayas estado pensando qué podrías decirle para lograrlo, y posiblemente el resultado final es que no lo hayas conseguido en absoluto.

El error es que estabas centrando toda tu energía en lo que podías decir para que esa persona pensase que eras interesante, cuando deberías haber hecho justo lo contrario.

La forma más eficaz y sencilla de ganar amigos e influenciar es mostrar más interés en escucharlos y entenderlos que en impresionarlos.

A las personas nos encanta hablar de nosotros mismos. Creemos que mostrar públicamente nuestros éxitos nos hace interesantes. Tan sólo tienes que conectarte a tu perfil de Facebook y echar un vistazo al panel de noticias: encontrarás fotos de los bebés de tus amigos, explicaciones de los kilómetros recorridos en sus últimas carreras y álbumes fotográficos presumiendo de sus viajes exóticos.

Aunque las redes sociales funcionan así, este tipo de actitud no suele dar buenos resultados en las relaciones sociales persona a persona. Haciéndole preguntas a alguien y consiguiendo que dialogue, te convertirás en una persona mucho más interesante que si no dejas de hablar sobre tu excitante vida de proyectos, viajes y logros continuos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here