Infección urinaria en las mujeres, evita complicaciones.

Si eres una mujer, y casi sin importar las edad que tengas, lo más probable es que hayas sido o que serás víctima de las molestas, y hasta a veces dolorosas, infecciones urinarias. las infecciones urinarias son la causa por la que 10 millones de personas acuden al médico cada año, y 1 de cada 5 mujeres experimenta o experimentará una infección de este tipo durante su vida.

Es sumamente importante que puedas identificar los síntomas para recibir el tratamiento adecuado y evitar las complicaciones que pueden, incluso, afectar el funcionamiento de tus riñones.

¿Qué es una infección urinaria?

Este tipo de infecciones sucede cuando las bacterias (gérmenes) entran en el sistema urinario (la vejiga), multiplicándose. Aunque la mayoría de estas infecciones sólo afectan y se localizan en la vejiga (el órgano que recolecta la orina una vez producida por los riñones), a veces, si la infección no es tratada, las bacterias pueden viajar hasta los riñones.

Si la infección no ha sido tratada adecuadamente, las bacterias infectan los riñones ocasionando una condición llamada pielonefritis. Este tipo de infección puede ser peligrosa y puede resultar en fiebre y dolor de espalda.

¿Cuáles son las causas de las infecciones urinarias?

Aunque no todas las infecciones urinarias son causadas por la misma bacteria, aproximadamente entre el 80 y 90 por ciento son causadas por una bacteria que vive en los intestinos.

¿Qué hacer si tienes todos éstos síntomas o la mayoría de estos?

Lo primero que debes hacer es acudir al médico. Este tipo de infecciones deben ser tratadas con antibióticos en la mayoría de los casos, y tu médico es quien va a determinar tu condición a través de un análisis de orina.

¿Cómo evitar este tipo de infecciones?

Las mujeres son más propensas a tener infecciones urinarias ya que la uretra femenina es mucho más corta que la de los hombres. La bacteria e. Coli, que vive en los intestinos puede ser acarreada fasta el área de la uretra y causar la infección.

Vaciar tu vejiga tan frecuentemente como sientas la necesidad de ir al baño. Es muy importante que tomes el tiempo necesario para asegurarte que dejaste tu vejiga vacía.

Para evitar esta infección:

  • Límpiate desde el frente hacia atrás.
  • Asegúrate de tomar mucha agua.
  • A la hora de tomar un baño, es preferible que tomes una ducha (que uses la regadera) en vez de tomar un baño de inmersión.
  • Limpia tu área genital antes de tener intimidad.
  • Usa el baño luego de tener intimidad para deshacerte de toda la bacteria que se haya desplazado de lugar.
  • A la hora de elegir tu ropa interior, es preferible que uses algodón en vez de nylon.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *